Secretaría de Economía
   13 de Noviembre
InicioAtrás
Guías Empresariales
 
¡ Inicie y mejore su Negocio !  
 

MONTO DE INVERSION Y PROCESO ADMINISTRATIVO

Aportación de recursos que se destinan a  adquirir nueva maquinaría, terreno, empresas o estructuras y existencias para obtener un beneficio futuro.

Instalaciones

Para dar inicio a un negocio del giro hay que tomar en cuenta diversidad de inversiones que serán necesarias realizar, como la inversión para los conceptos de terreno, construcción e instalación de servicios.

Para la elección del sitio exacto de localización de la planta se deberán considerar los siguientes factores sobre el terreno elegido: ubicación, extensión, topografía, posibilidad de ampliaciones, requisitos legales, molestia a terceros, etcétera.

Las empresas donde tienden a instalarse las empresas en el giro son:

  • Naucalpan, Estado de México.
  • Cuautitlán Izcalli, Estado de México.
  • Tlalnepantla, Estado de México.
  • Fraccionamiento Industrial Vallejo, Ciudad de México.
  • Iztapalapa, Ciudad de México.
  • Celaya, Guanajuato.
  • Guadalajara, Jalisco.

Elementos a considerar para la ubicación del giro:

Aspectos generales: el más importante es el costo del terreno y el acceso a servicios industriales y con buenas vías de comunicación. Otros aspectos importantes son:

  • Proximidad con los clientes: cercanía con las empresas procesadoras de frutas y verduras y con los lugares de producción de frutas y verduras.
  • Disponibilidad de mano de obra.
  • Acceso a proveedores de materiales.

Respecto de la infraestructura de servicios auxiliares que requiere una planta en este giro :

os requerimientos de servicios auxiliares son:

  • Suministro de energía eléctrica industrial.
  • Suministro de agua para servicios industriales y domésticos.
  • Teléfono.
  • Recolección de basura y desechos metálicos industriales.
  • Bomberos.
  • Seguridad industrial.
  • Servicios bancarios.
  • Vías de comunicación para transporte de vehículos de carga pesada.
  • Proveedores de gases industriales.

El común denominador en la determinación del tamaño de una planta pequeña es la flexibilidad y adaptabilidad en el diseño inicial, de manera que pueda hacerse frente a las condiciones fluctuantes del mercado y de los procesos de producción. Un factor importante para definir el tamaño de la planta es el relativo a la inversión inicial prevista. Para una pequeña empresa se estima un tamaño mínimo de 500 metros cuadrados; sin embargo se llegan a encontrar en áreas de 1,200 metros cuadrados.

Para medianas empresas, las dimensiones también varían ampliamente y pueden encontrarse entre 4,000 a 8,000 metros cuadrados

La inversión inicial, incluyendo los conceptos de terreno, construcciones e instalación de servicios es:

Terreno: $ 400,000
Construcción e instalación de servicios: $ 1’200,000

Nota: Los valores consignados corresponden al segundo semestre del 2000. Se estimó un valor aproximado para el terreno de $300 por m2.

Dentro de este rubro de inversión no se considera el capital de trabajo necesario, que dependerá del nivel de operaciones previsto para la empresa.

Es necesario evaluar las opciones de arrendar o comprar desde el punto de vista financiero. Para ello conveniente verificar el valor actual de comprar frente al valor de arrendamiento.

Para este análisis se tomarán en consideración los pagos involucrados en cada una de las opciones, la vida útil de las instalaciones y el costo de oportunidad del capital. La decisión de rentar o comprar podrá variar de acuerdo con el giro y las instalaciones involucradas. El modelo financiero de evaluación se presenta en los Anexos.

No existen políticas específicas de arrendamiento de equipo, generalmente el equipo adquiere.

Para el corte de los metales las empresas pequeñas recurren a la compra de servicios de empresas especialistas en hacer cortes. En el caso de equipos de transporte las empresas llegan a tener equipo de transporte; sin embargo, cuando los equipos no se ajustan al tamaño de los productos por mover las empresas rentan montacargas, grúas y camiones.

Asimismo, en el caso de las instalaciones algunas empresas las arriendan con todos los servicios necesarios para operar.

Maquinaria y Equipo:

Una de las primeras decisiones al elegir el equipo, se relaciona con el grado de flexibilidad o adaptación deseada. Las máquinas y herramientas se pueden clasificar como de propósito general y de propósito especial. Las máquinas de propósito general son las más flexibles y constituyen la mayoría de las máquinas y herramientas que se utilizan en la actualidad.

En contraste, las máquinas de propósito especial están diseñadas para efectuar un solo trabajo. Tales máquinas tienen, por lo general, la ventaja de efectuar operaciones específicas, de manera más rápida y a mayor escala que las máquinas de propósito general. Sin embargo, se caracterizan por su falta de flexibilidad ya que un cambio en el diseño del producto puede requerir su acoplamiento, desecho o cambio total.

Con relación al equipo específico para el giro, a continuación se realiza una descripción del mismo para cada una de las etapas del flujo de producción.

La pequeña empresa utiliza un mayor equipamiento en número y capacidad productiva con relación a la microempresa.

De manera general se consigna el nombre de la maquinaria y equipo principal para la operación normal en el giro, así como su capacidad y valor referencial. No se consideran los precios a los que se podrían obtener en un mercado de maquinaria y equipo usados en renta.

Maquinaria y equipo a escala microempresa

No aplicable para el caso particular de este giro.

Maquinaria y equipo a escala Pequeña empresa:

Equipos o accesorios

Capacidad

Costo aproximado ($)

Cortadoras de metal

Hasta de 24 "

504500

Torno

-

265500

Roladoras (dobladoras)

Hasta 3000 mm

531100

Soldadoras (Tipo TIG ó MIG)

Hasta 300 AMP

26550

Fresadora

-

159300

Lijas metálicas

-

650

Martillos

-

650

Taladros

-

350

Gatos transportadores

Hasta de 1 ton

46350

Total  

1535100

Nota: Los valores consignados corresponden al segundo semestre del 2000.

El equipo auxiliar y los accesorios de apoyo para la operación de la planta incluyen, entre otros:

Equipo

Capacidad

Costo aproximado ($)

Subestación eléctrica

Hasta 300 KVA

265,550

Extractores de aire

Hasta 1 Hp

4000

Compresoras de aire

50 Hp

86300

Vehículo  

199150

Total  

555000

Nota: Los valores consignados corresponden al segundo semestre del 2000.

A continuación se señala cómo acceder a la relación de proveedores del equipo principal del giro:

El acceso a los proveedores de equipo para el giro son a través de catálogos y directorios y por el acercamiento mismo de los vendedores o agentes técnicos.

Asímismo se sugiere consultar al SIEM.
Referencias de proveedores, entre otros:

  • Acero inoxidable:

MEXINOX, S. A. de C. V.
Rubén Darío No. 281-21
Col Bosque de Chapultepec
11580 México, D. F.
Tel: 280 9111
Fax: 280 9247/280 9070/281 3402

  • Soldadoras:

INFRA, S.A. de C. V.
Félix Guzmán No. 16
Col. El Parque
53390 Naucalpan, Estado de México
Tel: 329 3030
Fax: 329 3250

 

Messer Griesheim de México, S.A. de C.V.
Acueducto del Alto Lerma 14
52740 Ocoyoacac, Estado de México
Tel: (728) 751 37
Fax: (728) 751 54

 

SOMACO, S.A. de C.V.
Av. Plutarco Elías Calles No. 860
Col. San Pedro Iztacalco
08220 México, D.F.
Tel: 590 9328
Fax: 696 3371

  • Gases para soldar:

 INFRA, S.A. de C. V.
Félix Guzmán No. 16
Col. El Parque
53390 Naucalpan, Estado de México
Tel: 329 3030
Fax: 329 3250

Asimismo consultar al SIEM de la Secretaría de Economía www.siem.gob.mx

Mantenimiento y depreciación:

La depreciación se refiere al cargo contable periódico que es necesario realizar con el propósito de establecer una reserva que permita reponer el valor del equipo. En rigor, la reserva se constituye de conformidad con la pérdida de valor del equipo a consecuencia de su desgaste u obsolescencia. La depreciación se estima conforme a criterios contables o al desgaste real.

Así mismo, cuando se habla de depreciación fiscal se hace referencia al hecho de que el gobierno, a través de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), permite a cualquier empresa legalmente constituida recuperar la inversión hecha en sus activos fijo y diferido, vía un mecanismo fiscal, que responde a varios objetivos: no sólo se trata de que el empresario recupere la inversión en determinado tiempo; sino, además, que todas las empresas, al término de la vida fiscal de sus activos, los sustituyan por nuevos, para lograr plantas productivas con una tecnología actualizada y ser más eficientes en los procesos de producción.

De hecho, una empresa que no sustituye sus activos fijos al término de su vida fiscal se perjudica de dos formas: por un lado, automáticamente empieza a pagar más impuestos al no realizar cargos por depreciación; y por otro, su planta productiva cae lentamente en la obsolescencia tecnológica, con un perjuicio directo para la empresa,

La Ley del Impuesto sobre la Renta (LISR) señala expresamente que serán deducibles de impuestos los cargos de depreciación y amortización en los porcentajes que la propia ley establece.

Para el caso particular del giro en los artículos 44 y 45 de la LISR los porcentajes máximos autorizados para la depreciación de la maquinaria y equipo son:

La Ley del Impuesto sobre la Renta establece en su Artículos 44 y 45 los porcentajes para la depreciación de la maquinaria y equipo: 

Para bienes de capital son:

  • 8% para equipo y maquinaria para fabricación de productos de metal.
  • 25% para vehículos de transporte.
  • 30% para equipo de cómputo electrónico.
  • 10% para mobiliario y equipo de oficina.

Los sistemas de manufactura modernos establecen como esencial para incrementar la competitividad de los bienes industriales, el establecimiento de programas de mantenimiento preventivo y predictivo elaborados con base en el análisis del comportamiento y desempeño de los mismos para evitar cualquier problema de descomposturas. En el caso particular de este giro se debe prestar atención a los siguientes aspectos:

El departamento de mantenimiento de la empresa es el responsable del buen funcionamiento de la maquinaria y el equipo de la empresa.  

En general las pequeñas empresas llevan a cabo el mantenimiento correctivo en el momento que suceden las fallas y tienen programas de mantenimiento preventivo donde se efectúa la revisión, ajuste y cambio de piezas de los equipos dependiendo de la frecuencia de desajuste y desgaste asociado con el programa de producción.

Proceso administrativo

  • Formas o modalidades legales para operar

Un negocio debe realizar actos de comercio cotidianamente para que exista como tal. No son simples operaciones de compra-venta, sino una gama infinita de posibilidades, según lo establece el Código de Comercio.

Las actividades que el Código Fiscal de la Federación establece como empresariales no difieren sustancialmente de las que señala el Código de Comercio.

Se entiende por actividades empresariales las siguientes: Las comerciales, industriales, agrícolas,  ganaderas, de pesca y silvícolas.

Se considera empresa para efectos fiscales a la persona física o moral que realice las actividades antes mencionadas.

Las empresas en el giro acostumbran operar como persona moral, en las modalidades de sociedad anónima de capital variable y con menor frecuencia como sociedad anónima.

  • Métodos contables

Cuando se realiza una contabilidad se suele utilizar un sistema simple mediante el cual se van registrando las cantidades de los gastos en columnas. Este sistema refleja la fecha de la transacción, su naturaleza y la cantidad desembolsada. Sin embargo, cuando se lleva a cabo la contabilidad de una organización, se utiliza un sistema de doble entrada: cada transacción se registra reflejando el doble impacto que tiene sobre la posición financiera de la empresa y sobre los resultados que ésta obtiene. La información relativa a la posición financiera de una empresa se refleja en el llamado balance de la empresa, mientras que los resultados obtenidos por la empresa aparecen desglosados en la cuenta de pérdidas y ganancias. Se incluyen a la vez los datos que reflejan los cambios en la estructura financiera de la empresa y la situación de sus ingresos. El estado de liquidez se refleja en el informe económico-financiero de la empresa, en una memoria por separado. Esta información financiera permite estudiar los resultados obtenidos en el pasado al mismo tiempo que realizar prospecciones y proyectos para planificar el crecimiento.

Los métodos contables tradicionales que utilizan las empresas en el giro son el pormenorizado y el de inventarios perpetuos.

  • Registros contables

La contabilidad moderna consta de siete etapas. Los tres primeros se refieren a la sistematización de libros, es decir, a la compilación y registro sistemáticos de las transacciones financieras. Los documentos financieros constituyen la base de la contabilidad; entre estos documentos cabe destacar los cheques de banco, las facturas extendidas y las facturas pagadas. La información contenida en estos documentos se traslada a los libros contables, el diario y el mayor.

Los estados financieros representan el producto final del proceso contable y tienen por objeto, presentar información financiera para que los diversos usuarios de los estados financieros puedan tomar decisiones eficientes y oportunas.

Los registros contables que utilizan las empresas en el giro, entre otros son: 

  • Libro Diario
  • Libro Mayor
  • Inventarios y Balances

Auxiliares:

  • Nómina
  • Activo Fijo
  • Estado de resultados
  • Bancos

 

  • Politicas de efectivo y activo circulante:

Las empresas requieren del establecimiento de políticas de efectivo que les permitan contar con los recursos financieros necesarios para hacer frente a sus obligaciones de corto plazo, por lo que deben tener fondos suficientes para hacer frente a los desfases que se producen entre los ingresos y los pagos dentro de las operaciones normales de la empresa, ya que en algunas ocasiones éstos no concurren conforme a lo programado y, en otras, se requiere la creación de fondos durante un cierto tiempo para poder cumplir con pagos no constantes, como pueden ser: el pago de dividendos o de impuesto sobre la renta.

Las políticas pueden establecerse con el fin de mantener un nivel de efectivo superior al normal como una previsión de oportunidad, para aprovechar en un momento dado el beneficio de emplear o invertir en condiciones favorables, como la compra a precio reducido de un lote importante de materia prima o la obtención de un descuento importante por pago anticipado.

El establecimiento de una política de efectivo adecuada para las empresas en el giro debe tomar en consideración las compras de materias primas e insumos, los pagos de remuneraciones al personal e impuestos.

  • Cuentas por cobrar a clientes

Las cuentas por cobrar son los créditos que la empresa concede a sus clientes. La política de cuentas por cobrar es un instrumento de mercadotecnia y sirve para fomentar las ventas. La administración de cuentas por cobrar a clientes implica generalmente un dilema entre la liquidez y la productividad, ya que si se ofrecen muchas facilidades para la venta de los productos se incrementarán las ventas y también las utilidades; pero por otra parte, se comprometen fondos en cuentas por cobrar, que disminuyen la liquidez de la empresa.

Las empresas en el giro acostumbran otorgar créditos a los clientes dependiendo del equipo que se vaya a vender y del tiempo de duración de su fabricación. Generalmente las empresas piden un anticipo de aproximadamente el 50% del precio de venta en el momento de asegurar la compra, el 25% después de la mitad del tiempo de manufactura y 25% a la entrega del equipo. 

En casos especiales, por la magnitud del pedido, puede haber financiamiento parcial entre 15 a 60 días.

  • Aministración de pasivos

Las deudas de una empresa son una fuente de financiamiento que le permiten adquirir bienes de capital, inventarios, pago de nóminas, entre otros. Sin embargo, este financiamiento se debe analizar cuidadosamente, ya que compromete los recursos de la empresa a corto y largo plazo, según sea el caso.

Las empresas en el giro acostumbran que el pago a proveedores se realice como máximo entre 30 y 45 días.

El financiamiento para las empresas en el giro es tradicionalmente proporcionado por recursos propios, de instituciones financieras y pocas veces por proveedores dadas las condiciones de compra. En el caso de las pequeñas empresas generalmente corresponde a recursos propios dado que los financiamientos bancarios resultan caros y escasos.

La política de las empresas en el giro es la de otorgar descuentos en los precios de los productos finales del 2 al 5% si el comprador paga de contado en el momento del cierre de la venta.

  • Promoción del producto

Promocionar es un acto de información, persuasión y comunicación, que incluye aspectos, como: la publicidad, la promoción de ventas, las marcas, e indirectamente las etiquetas y el empaque. A partir de un adecuado programa de promoción, se puede lograr dar a conocer un producto o servicio e incrementar el consumo del mismo.

Las pequeñas empresas utilizan anuncios en directorios telefónicos, se apoyan en sus áreas de ventas y en muchas ocasiones se acercan a sus clientes para ofrecerles apoyo en el diseño de sus equipos. Las medianas y grandes empresas además del directorio telefónico se anuncian en catálogos y revistas especializados, utilizan sus departamentos de ventas/ingeniería/proyectos especiales donde el personal de estas áreas apoya al cliente en la concepción de sus nuevos proyectos, el diseño de sus equipos y también asisten a ferias y exposiciones nacionales e internacionales para acceder a nuevos mercados.

Las empresas desarrollan trípticos donde hacen una presentación y explicación de la empresa y de sus productos. También se da la recomendación de un cliente a otro cuando el primero estuvo satisfecho del producto y del servicio proporcionado por el proveedor y muestra a otros las ventajas de haber comprado a ese fabricante.

La publicidad y la promoción electrónica, a través de páginas vía Internet, es aún incipiente pero es un campo a desarrollar con independencia al tamaño de las empresas.

  • Estrategias de mercado

La relación producto-mercado que se haya elegido determinará las dimensiones estratégicas del concepto de comercialización y la orientación producto-mercado será fundamental también para determinar la estrategia de proyecto.

Entre los elementos para mejorar la penetración de mercados se puede utilizar:

En el caso de las pequeñas empresas: 

  • Fabricar un equipo con la mejor calidad considerando las exigencias de los clientes; en muchos casos la definen con calidad en el pulido, calidad de las soldaduras, entre otros.
  • Asesorar al cliente para verificar las variables técnicas del equipo en cuanto al dimensionamiento y la instalación de los tanques.
  • Ofrecer el mejor precio de acuerdo con la situación del mercado.
  • Mantener un contacto más cercano con sus clientes para poder participar en sus proyectos.

En las medianas empresas, debe considerar los elementos anteriores, además de los siguientes:

  • Formar alianzas con empresas extranjeras que complementen sus capacidades y puedan proveer equipos que actualmente no se fabrican en México.
  • Participar más activamente en ferias nacionales e internacionales para dar a conocer sus productos.
  • Desarrollar cada vez más tecnologías que agreguen mayor valor a sus productos.
 

Ir a:  




   » Top Guías 
     
 » Secado y Salado de mariscos  
 » Sazonadores y especias molidas  
 » Lámparas ornamentales y candiles  
 » Puros y otros productos de tabaco  
 » Alimentos balanceados para animales  
 » Jugo de frutas y verduras  
 » Bebidas fermentadas de manzana (sidras)  
 » Perfumes, lociones y similares  
 » Empaques y refacciones para maquinaria industrial  
 » Alfarería y cerámica  
     

Libro de visitas

Su opinión de esta pagina es:
Buena
Regular
Mala
 


Mayores informes: guias@economia.gob.mx